5 formas de ahorrar dinero al comprar un smartphone

En el mundo moderno, es casi imposible funcionar sin un smartphone. Son esenciales para la comunicación y la navegación, y ayudan a los usuarios a sentirse más seguros, a la vez que les facilitan la vida. El único inconveniente es que son caros de adquirir y requieren el pago a un proveedor de red móvil.

Para quienes no disponen de mucha renta disponible, comprar un nuevo smartphone puede ser una auténtica pesadilla. No sólo hay que pensar en los costes inmediatos, sino también en mantener un contrato para el futuro. Afortunadamente, hay varias formas de ahorrar dinero al comprar un nuevo teléfono móvil. He aquí algunos consejos y trucos de Movical:

1. Intercambio

Para ahorrar dinero al comprar un nuevo teléfono inteligente, vale la pena canjear los modelos anteriores: es una excelente manera de ganar un poco de dinero adicional. La mayoría de las tiendas de teléfonos inteligentes permiten a los clientes vender sus viejos dispositivos, lo que les ayuda a generar ingresos que pueden utilizar para comprar un nuevo teléfono móvil. Por supuesto, no es necesario acudir a un minorista de smartphones: algunos compradores tienen suerte vendiendo sus viejos móviles por Internet. Sitios web como eBay o plataformas de redes sociales (como el mercado de Facebook) se utilizan habitualmente para este fin. Solo es buena idea volver a comprobar que el comprador es legítimo y que el sitio web tiene buena reputación, de lo contrario se corre el riesgo de perder dinero.

2. Reciclar

La mayoría de la gente necesita comprar un nuevo smartphone porque su antiguo modelo no se puede recuperar. Desgraciadamente, en estas circunstancias, no es posible cambiar un antiguo teléfono por dinero. Al fin y al cabo, si no se puede utilizar, ¿por qué lo querría otra persona? Pero hay una solución a este problema: varias empresas ofrecen ahora servicios de reciclaje de teléfonos móviles. Básicamente, compran modelos rotos y utilizan las piezas de recambio para crear nuevos dispositivos. Esto no sólo puede proporcionar algunos ingresos adicionales, sino que también ayuda al medio ambiente porque, en lugar de extraer recursos de la tierra y gastar energía para fabricar nuevas piezas, las empresas pueden utilizar los componentes existentes en su lugar. Es una situación en la que todos ganan.

3. Arreglarlo

Cuando un smartphone se rompe, la primera solución no debería ser intentar sustituirlo. En su lugar, es una buena idea intentar arreglar el dispositivo primero, ya que podría ahorrar una gran cantidad de dinero. Hay varias formas de reparar un smartphone. Por un lado, está la opción del bricolaje: hay miles de artículos en Internet, así como vídeos de demostración en YouTube que guían a su público a través del proceso. Hoy en día, tampoco es difícil pedir piezas de repuesto. ¿Por qué gastar cientos de libras cuando todo lo que se necesita son diez libras para un solo componente? Si arreglar el teléfono es una exageración, siempre hay talleres de reparación electrónica. Los profesionales son capaces de echar un vistazo al aparato, identificar el problema, pedir las piezas necesarias y arreglarlo todo. Cuando el teléfono sea devuelto, podría funcionar como si fuera nuevo, así que definitivamente vale la pena que un especialista revise el móvil antes de intentar reemplazarlo.

4. Elegir la tarifa adecuada

Los nuevos smartphones vienen con paquetes de tarifas de los proveedores de redes móviles, para que los usuarios puedan acceder a todos los recursos y capacidades del dispositivo. Hay tres tipos de tarifas. Para empezar, está el pago por uso (PAYG); esta forma de tarifa significa que los clientes sólo pagan por los textos y las llamadas utilizadas. Sin embargo, el PAYG está en gran medida en desuso porque no es muy conveniente y puede ser un verdadero problema en una situación desesperada. A continuación, están los acuerdos de contrato. Son populares porque no dan problemas y suelen estar incluidos en los smartphones.

5. Encontrar el mejor proveedor

Una vez elegido el tipo de tarifa, el siguiente paso es encontrar un proveedor de red móvil. Hay varios en el mercado: algunos son brillantes, otros mediocres y otros horrendos. Para ahorrar dinero al comprar un nuevo teléfono inteligente, los compradores deben invertir mucho tiempo en encontrar el proveedor de red móvil adecuado. Afortunadamente, hay sitios web como Trustpilot que pueden ayudar. Estas empresas recogen las opiniones de los clientes, por lo que es fácil investigar viendo lo que otros han dicho.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *